miércoles, 2 de enero de 2013

Pasión

Pocas cosas me apasionan, tengo un sentido demasiado fatalista de la existencia y una voz emo que de vez en cuento se aferra a decirme que soy un asco.

Sin embargo hay algo que a todas mis voces les gusta, no, gustar no seria la palabra, les apasionan y eso es leer - también el xbox, pero esa es otra historia-.

Había detenido un poco esta pasión por falta de tiempo, pero mas que nada, por falta de espacio en mi bolsa para cargar los libros y es que tengo el vicio de leer dos o tres libros al mismo tiempo, ya que como personita bastante bipolar -mas bien tripolar- depende de mi estado de animo, y de la voz de mi cabeza, el genero y libro que me apetece leer.

Afortunadamente para mi cumple del año pasado -que lejano se escucha esto, y pensar que antier era 2012- me autoregale un Kindle y la pasión volvió a llenar mi espíritu; y es que como no amarlo si en algo tan pequeño y ligero llevo todo un universo.

En fin, el punto es que muchas veces me gustaría poder centrar mis ideas y plasmar lo maravilloso que es leer, es algo tan vivo en algo tan quieto, que desearía predicar la lectura a todos mis conocidos, que pudieran tocar  mi alma y pudieran sentir lo que siento al leer, al terminar un buen libro, al descubrir entre sus párrafos frases que te mueven.

Y miren que los libros románticos y de auto-ayuda me cagan un chingo y jamas los leo, y aun así yo encuentro ayuda y romanticismo en mis lecturas, tal vez un romanticismo torcido y deformado como mi visión del mundo, pero tan autentico como el de cualquiera.

Tengo un amigo que me dijo que deseaba fomentar mas su lectura y con ello se que sera arrastrada su esposa así que ya son 2. Formaremos un club y espero que funcione; porque con la partida de Cancun de mi amigo Anuar no solo se fue mi compadre de borrachera, también perdí a mi amigo de lectura.

Para la próxima haré una listilla de libros que he leído.

Por cierto, que en estas fechas no falte la frase tarjetera: ¡FELIZ 2013!

Publicar un comentario