lunes, 9 de junio de 2014

La otra

Sin proponérmelo yo he sido la otra en algunas relaciones, pero antes de que deseen apedrearme cual Maria Magdalena, les cuento que esto solo ocurre en las pequeñas mentecillas enfermas de algunas novias locas de mis amigos. 

Yo soy de esas amigas que una vez que te doy mi amistad puedes hasta aprovecharte de mí; pero si me traicionas no perdono, no importa cuán pequeño haya sido el daño.

Por ellos soy de esas amigas que puedes llamar todo borracho a las 3 am para contarme cualquier estupidez, siempre te escuchare; puedo salir corriendo por ti, si estas deprimido y necesitas que alguien escuche lo pendejo que eres por amar a la persona incorrecta, me voy de borracha para dar apoyo moral, me conecto toda la noche al Skype si te sientes solo… eso sí, soy muy honesta y siempre diré lo pendejo que eres. Mataría por mis amigos, aunque algunos luego sean bien nenas y no me hablen cuando andan emparejados y tenga que esperar a que estén solos para saber de ellos. 

Pero no soy una chica expresiva, así que no soy de las que abrazan, son ensimosas o mandan mensajes cursis; y es por ello que no entiendo de dónde sacan esos tórridos romances. 

Si yo tuviera un novio y el tuviera una amiga gorda, con cara de amargada, sin vida social…. Yo sería feliz, digo me preocuparía si fuera una súper modelo y súper fiestera; pero yo? Yo que prefiero estar jugando Xbox o leyendo antes de irme de antro, que tengo vocabulario de camionero y cero melosidad… no comprendo por dónde sacan esas ideas.

Por eso hablare muy seriamente con mi amiga Kary, para que arme un grupo de apoyo que se llame “Como aprender a vivir con nataS como amiga de tu pareja”. Ella es la esposa de mi amigo nacho, jamás arma un pedo porque yo juegue Xbox con su marido,  me he quedado a dormir a su casa, los tres vamos al cine, hasta he bebido tequila con nacho y nunca me ha echado bronca… eso es una mujer segura y no mamadas.

A mí me importa una mierda lo que piensen de mí, lamento que mis amigos tengan problemas, pero dejo en manos de ellos si mi amistad vale o no lo suficiente para soportar viejas locas o que me manden al diablo.

Publicar un comentario